El Papa y los homosexuales

El Papa y los homosexuales Soy heterosexual y lo seré hasta el fin de mis días, esa es la condición que Dios me dio y la asumo a plenitud, la misma que me hace feliz en el matrimonio con mi mujer. No tengo hijos o nietos homosexuales, pero si amigos, amigas y parientes lejanos que han tomado esa decisión de vida. Soy conservador integral en la constitución natural de vida, pero no rechazo ni discrimino a la persona homosexual, porque ellos como nosotros somos hijos de Dios y sujetos de derechos. ¿Entonces porque los heterosexuales si tenemos derechos y los homosexuales no? En eso me identifico con el Papa, porque ellos tienen derecho como ciudadanos a una protección civil, a pertenecer a una familia a no ser discriminados, lo que no significa que tanto el Papa o personas que piensen como yo, estemos de acuerdo con el matrimonio civil homosexual.

El Papa Francisco cuya característica es la misericordia, no da la espalda a personas homosexuales, los acoge en el seno de la iglesia como lo haría Nuestro Señor Jesucristo. Una cosa es la institución matrimonial que por esencia es entre un hombre y una mujer, donde dos personas estructuralmente diferentes se unen para amarse, vivir y procrear. Matrimonio viene del latín matriz, único lugar donde se puede crear una vida y monium, unión; y otra es la convivencia entre personas del mismo sexo, lo cual es una elección personal y voluntaria no concordante con el devenir natural de la vida.

Entonces en ese orden de ideas, ¿Debería el Papa y la iglesia rechazar a los homosexuales?, ¿Cristo lo haría?, ¿La madre de Dios lo haría?, ¿San Francisco de Asís lo haría?, ¿Qué santo de la iglesia lo haría? No, ninguno, todos los seres humanos tenemos derecho a Dios, pues Nuestro Señor Jesucristo vino a este mundo a redimir nuestros pecados, vino por los pecadores mas que por los justos, entonces ¿Quién soy yo para juzgarlos? Eso dijo el Papa Francisco en un avión y yo digo lo mismo, como puedo juzgar al homosexual por no tener la misma preferencia sexual que tengo yo.

No convengo con la homosexualidad, me parece que es una condición de vida equivocada por razones naturales. Dios creó hombre y mujer con características diferentes tanto anatómicas, físicas, cerebrales y emocionales entre otras más. Pero no estoy en condición de evaluar porque no me encuentro en ese estado, lo que no significa que no respete, considere y aprecie a personas del mundo LGBTI, muchos de ellos excelentes personas, brillantes, inteligentes, exitosos. Grandes personajes de la historia tanto hombres como mujeres tuvieron preferencias por personas del mismo sexo.

Yo entiendo al Papa Francisco al brindar su mano misericordiosa a aquellas personas del mismo sexo, pidiendo respeto por su dignidad y derechos como ciudadanos, pero sin aceptar que aquello sea algo natural y mucho menos el activismo gay promocional y formativo de la homosexualidad como una condición natural, porque no lo es.

¡Benditos los seres vivientes porque todos somos creaturas de Dios!

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Necesita activar JavaScript para visualizarla.





Pin It

Add comment


Security code
Refresh

BeckRTV.com